descripción blog



El rastreo es una forma de acercarnos a los animales con los que convivimos. Sus recorridos, sus esfuerzos para conseguir alimento, sus escaramuzas, el afán por la territorialidad, sus formas de aseo, hasta sus muestras de alegría. Todas sus actividades pueden quedar recogidas en cualquier elemento que haya tenido la oportunidad de ser testigo del comportamiento de la fauna. Esos testigos nos pueden revelar sus secretos: no sólo la especie que vieron, también qué estaba haciendo, qué motivaciones tenía, qué sabía hacer para satisfacerlas.

Para interpretar sus secretos necesitamos seguir aprendiendo siempre. Por supuesto, sobre la forma de sus patas, dientes, alas, huevos... todo lo referente a sus formas. Pero también son necesarias sus costumbres, y las excepciones a esas costumbres: cuando cambia el hábitat, las condiciones meteorológicas, el tipo de presencia humana...

Rastrear significa seguir aprendiendo.
Es una motivación más para consultar bibliografía, a otras personas, compartir salidas de campo, fotos, y, por supuesto, rastrear supone sorprenderse cuando descubres algo que no te esperabas, pero que las señales indican que sí, ¡ha pasado este animal por aquí!, ¡y ha hecho esto, no me lo puedo creer!

4 mar. 2016

Curso de rastreo en Villaviciosa

                   Curso de rastreo Febrero 2016

Aquí os dejamos unas imágenes del pasado curso en Villaviciosa.

Todos los cursos tienen algo especial, en este concretamente quisiera decir que me ha encantado el tipo de grupo, profesionales y estudiantes, gente muy de campo y con mucha intuición y repetidores e incluso tripitidores.
Sin duda, la mejor parte la práctica del domingo. Impresionante la cantidad y la variedad de rastros que pudimos ver en aquel trocito de playa. Yo desde luego, me lo pasé como una cría pequeña.


Análísis de un precioso rastro de garduña playera

 Rastros para todos los grupos



Si antes hablamos de la lechuza....

Rastros de mirlos en el barro

No hay comentarios:

Publicar un comentario